Entradas populares

Páginas vistas en total

lunes, 24 de mayo de 2010

El maltrato psicológico

El maltrato psicológico puede ser difícil de detectar porque no deja marcas físicas. Este tipo de maltrato ocurre cuando los gritos y la expresión del enfado van demasiado lejos o cuando una persona desprecia, amenaza o humilla constantemente a otra hasta que su autoestima y sus sentimientos de valía personal se ven negativamente afectados. Al igual que la violencia física, el maltrato psicológico puede dañar y dejar secuelas emocionales

Reconocer los malos tratos

Por extraño que pueda parecer, a la gente a veces le resulta difícil reconocer que está siendo víctima de malos tratos o violencia. Reconocer los malos tratos puede resultar particularmente difícil para quienes llevan muchos años conviviendo con ellos. Aceptan la situación como algo natural y creen que no se puede hacer nada al respecto. Es posible que las personas maltratadas crean, equivocadamente, que son ellas quienes provocan el maltrato por su mala conducta o por no estar a la altura de las espectativas de otra persona.

Una persona que se ha criado en una familia violenta o donde se infligen malos tratos tal vez no sepa que los miembros de una familia pueden tratarse de otra forma. Es posible que una persona que sólo conoce este tipo de relaciones crea, erróneamente, que golpear, aporrear, empujar o insultar son formas perfectamente normales de tratar a los demás cuando uno está muy enfadado. Si un niño se acostumbra a presenciar episodios de malos tratos o de violencia entre sus padres puede acabar creyendo que se trata de una relación completamente normal. Pero la violencia no es una forma normal, sana o aceptable de tratar a otras personas.

¿Por qué ocurren los malos tratos y la violencia?
A veces, las personas abusivas manipulan a las personas a quienes maltratan y les dicen que hicieron algo malo o que “se lo buscaron”. Pero esto no es cierto.
No hay una única razón para los malos tratos, aunque hay algunos factores que parecen incrementar las probabilidades de que una persona se convierta en violenta.
Uno de estos factores es haber crecido en una familia donde ha habido malos tratos. Otras personas recurren al maltrato y la violencia porque no pueden controlar adecuadamente sus sentimientos. Por ejemplo, una persona incapaz de controlar su ira o que no puede manejar las situaciones personales de estrés (como la pérdida del trabajo o los problemas matrimoniales) puede atacar a otros.

Afortunadamente, el maltrato se puede corregir. Todos pueden aprender a detenerse

¿Cuáles son los efectos de los malos tratos y la violencia?
Cuando una persona es víctima de malos tratos, éstos pueden repercutir sobre todos y cada uno de los aspectos de su vida, especialmente sobre su autoestima

Muchas personas que han sido víctimas de malos tratos desconfían de los demás. Algunos sienten mucha ira contra sí mismos y contra los demás, y les cuesta mucho entablar amistades Es normal que una persona que ha sido maltratada se sienta dolida, enojada y confundida por lo que le ha ocurrido,es posible que se culpe a sí misma. Pero los malos tratos nunca son culpa de
quien los recibe, por mucho que el maltratador intente echarle la culpa.

A las personas que son víctimas de violencia puede resultarles difícil obtener ayuda, porque para ello tienen que acusar a alguien a quien quieren; alguien que puede ser maravilloso con ellos gran parte del tiempo y desagradable sólo en algunos momentos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario